¿Qué se puede esperar de un líder paternalista?

Estilos de liderazgo

En una encuesta realizada por Adecco, se preguntaba a trabajadores por cuenta ajena acerca del estilo de liderazgo que su jefe ejercía sobre ellos. Los resultados fueron:

  • Democrático: 36,4%
  • Autocrático: 30,3%
  • Carismático: 22,1%
  • Paternalista: 11,2%

Si atribuimos a esta muestra un alcance más generalizado, se podría decir que el liderazgo paternalista no ha calado entre los gerentes españoles. Los expertos afirman que este liderazgo es más propio de empresas pequeñas y familiares, y especialmente frecuente en la cultura oriental.

¿Qué se puede esperar de un líder paternalista?

Imagina por un momento que trabajas en una empresa donde la mayor parte de sus empleados están de cara al público. Por ejemplo, un Supermercado. Y que la Dirección propone a la plantilla un Plan de Salud con el objetivo de que los empleados se pongan en forma y muestren un aspecto más saludable a ojos de los consumidores.

O dicho más claramente, la Dirección plantea una serie de consejos para que aquellos empleados con obesidad y sobrepeso se tomen en serio la salud y se animen a ponerse a dieta para perder esos kilos de más.

Esta medida, que es real, la ha puesto en práctica Tesco, una cadena de supermercados muy potente en el Reino Unido.

En este paquete de consejos que ofrece Tesco a sus trabajadores hay sugerencias de todo tipo, algunas razonables y otras sorprendentes. Entre las primeras, se propone a los empleados utilizar la escalera en lugar del ascensor o hacer las reuniones al aire libre a la vez que se pasea, con el fin de mantenerse activo, tomar aire fresco y fomentar la creatividad. Hasta aquí, nada que objetar. En cambio también se les anima a bailar, hacer sentadillas o corretear por el salón de casa en plan jogger aprovechando las pausas publicitarias de los programas de televisión.

Consejos Tesco

Como no puede ser de otra manera, un tema tan controvertido cosechó todo tipo de reacciones. En un extremo, los que piensan que la Empresa está en su derecho de vigilar y cuidar la salud de sus empleados puesto que ello influye directamente en la productividad y rendimiento del personal. Empleados más sanos trabajan más rápido y en principio son menos proclives a tomar días de baja por enfermedad.

En el lado contrario, los que muestran su total disconformidad por considerar que la medida se entromete en sus vidas privadas, siendo además ofensiva e insultante para ciertos empleados.

No en vano algunos llaman al liderazgo paternalista la «dictadura benevolente» (Northouse, 1997)

Caracerísticas del líder paternalista

El principal rasgo distintivo del liderazgo paternalista es la preocupación por el bienestar de sus trabajadores. En realidad, el gerente paternalista piensa que está obligado (moralmente) a ejercer esa protección. Y por tanto, actúa del mismo modo que lo haría la figura paterna dentro del hogar: cubriendo las necesidades más básicas de las personas a las que dirige. Y volviendo al caso de Tesco… qué puede haber más esencial y necesario que la Salud.

Otra de las características del liderazgo paternalista es el sistema de recompensas e incentivos que acostumbra a implementar. Algunos, extremadamente generosos.

liderazgo paternalistaEn Octubre de 2014, una Compañía india de la industria del diamante tuvo un gran gesto con los empleados que cumplieron sus objetivos anuales.

En total, premió a 1.268 empleados.

El premio consistió en darles la posibilidad de elegir entre un coche nuevo (en la imagen), un apartamento, o joyas. (¡¡!!) La empresa es Hari Krishna Exports Private Ltd, y ya en 2013 regaló un coche a 72 artesanos e ingenieros como premio a su lealtad y rendimiento. Lo puedes ver aquí.

Sin embargo, la actitud paternalista de este tipo de liderazgo no es desinteresada. A cambio de protección y tutela, el líder paternalista espera (y exige) recibir lealtad, obediencia y compromiso como muestra de gratitud a su generosidad.

En el caso de la empresa india, su propietario admitió que perseguía dos cosas con el programa de incentivos. Por un lado, retener el talento. Y por otro, que los empleados trabajaran más y mejor e hicieran un sobreesfuerzo sabiendo de después serían premiados, incentivándoles para superar el objetivo.

Otra de las características de los gerentes paternalistas es que toman decisiones sin la participación de los colaboradores. Puede que sí consideren y escuhen sus opiniones y comentarios, pero a la hora de decidir lo hacen solos. Eso sí, pesando siempre en el bienestar y en el interés de su gente (o lo que ellos creen entender que es mejor.)

Pese a ello, demasiada benevolencia puede resultar intrusiva, porque los líderes paternalistas no limitan su campo de actuación al terreno laboral. También persiguen el bienestar de los colaboradores en el entorno privado. Y eso, como hemos visto, no siempre es entendido ni apreciado en una cultura como la nuestra.

Si te ha gustado, puedes compartirlo en tus redes sociales. ¡Gracias!

Imágenes extraidas del Daily Mail.co.uk y NDTV.com

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *