¿Quieres más tiempo libre? Compra días de vacaciones

ideas4all es una red social donde compartir ideas y encontrar soluciones. Puedes comentarlas, apoyarlas con un “me gusta”, e incluso construir otras nuevas inspiradas en una anterior.

En concreto hay una planteada hace ya tiempo que descubrí siguiendo la estela de un tuit. La idea consistía en regalar días de vacaciones a nuestros amigos y familiares.

Su creador defendía la idea diciendo que puesto está de moda regalar “servicios” (en forma de tratamientos de belleza, sesiones de Spa, alojamiento en balnearios y hoteles) también podríamos regalar Tiempo a las personas que queremos. Y qué mejor manera de hacerlo que comprándoles días de vacaciones a las empresas para las que trabajan.

Mi primera reacción fue pensar que no era mala idea, pero sí utópica. Todos sabemos que en España la legislación actual prohíbe expresamente sustituir el período de vacaciones por compensación económica alguna.

Sin embargo, investigando sobre el tema he descubierto (para mi sorpresa) que en EEUU algunas empresas ofrecen una flexibilidad un tanto particular: permiten a sus trabajadores comprar, vender y donar su tiempo de vacaciones.

¿Necesitas más tiempo libre y te puedes permitir alargar las vacaciones 
con una semana extra?  La compras

¿Te sobran algunos días y no tienes planeado ninguna escapada
en lo que queda de año y necesitas el dinero?  Los vendes

¿Te apetece ser generoso con tus compañeros cediendo tu tiempo de vacaciones?  Lo donas a una bolsa común para que otras personas puedan utilizarlo

El reino de la flexibilidad. Puedes comprar medio día o un día completo.

Para entender por qué algunas empresas norteamericanas ofrecen este tipo de beneficios a sus empleados tenemos que verlo en contexto.

En primer lugar, EEUU es uno de los pocos países desarrollados donde no existe obligación legal para las empresas de pagar el periodo de vacaciones a sus empleados. A pesar de ello, la mayoría sí lo hacen.  El 77% de los trabajadores disfrutan de vacaciones remuneradas como un beneficio social más, pero todavía hay un 23% restante que no percibe salario durante su periodo vacacional.

En segundo lugar,  la media de días de vacaciones disfrutados en EEUU es de sólo 13 días al año, muy lejos de los 22 días que como mínimo hay en España.

Conociendo estos datos, se comprende mejor que cada vez más empresas estén adoptando políticas como éstas para atraer y retener a sus empleados.

¿Pero, son populares?

Vamos a verlo tomando como ejemplo dos empresas en las que se aplica:

» USG Corporation, dedicada a la fabricación y distribución de materiales de construcción con sede en Chicago. Esta empresa permite a la mayor parte de sus 9.000 empleados (excluidos los que están en producción) la posibilidad de comprar o vender como máximo una semana de vacaciones cada año.

Resultado:

– 52% de sus empleados compraron vacaciones en 2013.

– 9% vendió días de vacaciones.

– 15% lo ofreció al programa de donación.

» USAA Company, compañía de servicios financieros con 25.000 empleados. Con datos de 2012, el 41% de sus empleados compró tiempo y el 11% lo vendió.

Parece que sí tiene buena acogida este tipo de políticas. Sin duda, lograr un equilibrio entre el trabajo y la vida personal es uno de los atractivos laborales mejor valorados por los empleados. Hasta tal punto es un factor clave, que hay quien renunciaría a una parte de su salario y retrasaría su ascenso a cambio de una mayor flexibilidad laboral. De hecho, lo harían una de cada cinco mujeres (21%) y uno de cada siete hombres (15%) según un  estudio que la consultora PwC realizó el año pasado.

La implantación del programa de compra-venta de vacaciones no debe ser fácil para los departamentos de RRHH. Además de llevar la cuenta, tienes que sumarle la dificultad de que el valor de las vacaciones depende del salario de cada persona y por tanto, las deducciones son distintas en cada caso.

De todos modos, tampoco hay muchas empresas que permitan a sus empleados vender los días de vacaciones; por ejemplo, en 2012 sólo un 19% de las empresas de EEUU ofrecieron esa posibilidad (según datos consultora Mercer). Y aunque en principio parece una medida positiva en beneficio del trabajador, habría que cuidar que no dé lugar a abusos. Me refiero al: “No te puedes ir ahora, es mal momento y te necesitamos. ¿Por qué no vendes vacaciones?”. Es decir, que la empresa te sugiera la posibilidad de reducirlas porque prefiera  pagarte por cinco de esos días a cambio de que vayas a trabajar.

En definitiva, aunque considero positivo que algunas empresas de EEUU ofrezcan esa posibilidad a sus trabajadores, yo soy más partidaria de que se disfruten. Además, con las vacaciones ganan todos. El trabajador repone energías y se recupera del desgaste de todo el año y la empresa tiene un empleado más concentrado, menos cansado e irritable y podrá rendir al nivel que se le pide.

Suponiendo que tu empresa ofreciera esa posibilidad, ¿venderías días tus días de  vacaciones? Anímate y comparte tu opinión. ¡Gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Responsable: Pilar Torrijos Gijón

Finalidad del tratamiento de datos: controlar spam y gestión de comentarios.

Legitimación: Tu consentimiento.

Comunicación de datos: no se comunicará ningún dato a terceros excepto por obligación legal.

Derechos: acceso, rectificación, cancelación y oposición.

Contacto: contacto@elblogdelmandointermedio.com

Información adicional: para más información, consulta nuestra Política de privacidad.